Las lesiones deportivas que podemos ayudarte a solucionar en Traumatología en Mallorca (TEM) son muy diversas.

1. Calambres: Dolores musculares secundarios a un desequilibrio metabólico durante el ejercicio físico.

2. Distensión o rotura fibrilar: Aparece cuando el músculo se estira en exceso, sobrepasando los límites de tensión máxima con lo que se pueden dañar las fibras musculares, la unión músculo-tendinosa, el tendón o la unión tendinosa al hueso. Existen 3 grados:

  • Grado uno: Algunas fibras se han estirado demasiado o incluso roto.
  • Grado dos: Existe un mayor número de fibras musculares o tendinosas rotas.
  • Grado tres: Rotura completa en el vientre muscular o de su unión con el tendón

3. Tendinitis: Inflamación de un tendón por sobrecarga. Asociado a actividad física, aunque no necesariamente deportiva.

4. Teno-sinovitis: Inflamación de las vainas que recubren los tendones por estrechamiento del espacio por donde discurre el tendón o por sobresolicitación secundaria a actividad física o por ambas.

5. Bursitis: Inflamación de una bursa, donde suele existir más líquido de lo habitual. Las bursas son estructuras de protección que se sitúan en diferentes zona anatómicas entre el hueso y el tendón y que contienen una mínima cantidad de líquido.

6. Esguince: Lesión de un ligamento (banda de tejido fibroso que une un hueso con otro aportando estabilidad articular). Existen 3 grados:

  • Grado I: Cierta distensión y posible rotura de algunas fibras del ligamento sin alteración de la estabilidad articular
  • Grado II: Lesión de un número mayor de fibras con afectación parcial de la estabilidad articular.
  • Grado III: Rotura total del ligamento que comporta inestabilidad articular severa.

7. Luxación: Se produce cuando los huesos que conforman una articulación se salen de su normal ubicación. Habitualmente el mecanismo es traumático y puede comportar la lesión de diferentes estructuras como ligamentos y/o cápsula articular.

8. Fractura: Rotura de un hueso.  A grandes rasgos distinguiremos entre:

  • Fractura traumática directa o indirecta (alta energía)
  • Fractura por fatiga o sobrecarga (fracturas de estrés)
  • Fractura patológica o secundaria a enfermedad del propio hueso (ej. osteoporosis)

Los especialistas de TEM (Traumatología en Mallorca) tienen amplia experiencia en lesiones deportivas.

Concierta visita con nuestros traumatólogos. En TEM te atendemos en el centro de Palma de Mallorca para que recuperes tu calidad de vida. Nuestros especialistas pueden ofrecerte la mejor opción terapeutica.